Atención
Madripedia fue un proyecto del Ayuntamiento de Madrid que se dejó morir a mediados de 2014. Sin embargo, aquí puedes encontrar una copia de seguridad de sólo lectura del 7 de febrero 2014, resucitada con fines educativos e informativos.

Fiestas de la Melonera

De Madripedia
Saltar a: navegación, buscar

Las Fiestas de la Natividad de la Virgen del Puerto, más popularmente llamadas de La Melonera, se celebran el 8 de septiembre y se dan en el entorno de la Arganzuela y el Paseo de las Delicias.


El nombre popular de La Melonera procede de que cuando era la festividad de la Virgen del Puerto, Madrid se llenaba de puestos de melones y sandías.


El oriegen del culto está en la imagen de una Virgen amamantando al Niño Jesús, que era venerada en el puerto de Lisboa. Esta devoción fue adoptada por los vecinos de Plasencia que llegaron a nombrarla su Patrona.

Archivo:Virgen del Puerto 1.jpg
ermita de la Virgen del Puerto en 2007

El Marqués de Vadillo, corregidor de la Villa en tiempos de Felipe V, profesaba gran devoción a esta Virgen por lo que impulsó la construcción de una ermita dedicada a ella. Encargó su construcción a Pedro de Ribera en el Paseo Nuevo, entre la ribera del Manzanares y el Parque del antiguo Alcazar, que se estaba empezando a urbanizar. Las obras comenzaron en 1716 y concluyeron en 1718, año en el que se pidió licencia para celebrar misa en ella. De esta manera el culto a la Virgen del Puerto se incorpora a la devoción mariana de Madrid.

El 7 de septiembre de 1718 se solicita permiso para llevar en procesión a la imagen de la Virgen, desde el Colegio Imperial hasta la nueva ermita, celebrándose el 10 de septiembre con la presencia del Ayuntamiento, el cabildo eclesiástico y los grandes de la Corte. Instaurándose el 8 de septiembre como fecha para la celebración de la festividad de la Natividad de la Virgen del Puerto o "La Melonera", como posteriormente se la conoció popularmente.

La zona donde se ubicó la ermita al lado del Manzanares era fresca y verde lo que invitaba a la romería, con lo que poco a poco fue popularizándose y celebrándose con bailes y meriendas.


Al elevarse el Paseo Nuevo (hoy Paseo de la Virgen del Puerto) en tiempos de Carlos III, la ermita quedó escondida y por debajo del nivel del Paseo, lo que obligó a colocar una escalera para compensar el desnivel. Sin embargo, esto no evitó que la romería siguiera siendo popular y creciendo, llegando a convertirse en verbena que se celebraba, para no variar, en Las Vistillas, donde se instalaba de forma improvisada un templo al aire libre formado por pilas de melones y sandías.


La imagen de la Virgen, copia de la que existía en la ermita de Plasencia, adquiere fama entre las jóvenes madrileñas de conseguir novio. La Virgen del Puerto conseguía el novio y San Antonio de La Florida el marido.


La Guerra Civil dañó enormemente la ermita y especialmente los edificios anejos que había ido adquiriendo, por lo que en los años 40 del siglo XX se inicia la reconstrucción, si bien la imagen de la Virgen se perdió y hubo que hacer una copia. Finalmente en 1951 se abre al público, pero la romería y la verbena no volvió.

Es en los 80 del siglo XX cuando empieza a recobrarse la tradición, que poco a poco ha recobrado su protagonismo, celebrándose fundamentalmente en los alrededores del Parque de la Arganzuela. El día grande es el 12 de septiembre cuando se celebra misa en la explanada de la ermita y se saca a la Virgen en procesión por los alrededores.


Desde 2005 con las obras de mejora de la M-30 gran parte de los actos se han realizado nuevamente en las proximidades de la ermita, en concreto en el Parque de Atenas, si bien se han mantenido algunas actividades en el antiguo matadero municipal (hoy Junta de Distrito de Arganzuela) y en los alrededores del barrio, como la degustación gratuita de melón en el Mercado de Santa María de la Cabeza

Enlaces

[Fiestas de la Melonera]